TRABAJADORES DE RIO SANTIAGO, EJEMPLO DE RESISTENCIA

Columna de Opinión de Francisco "Pancho" Banegas, Secretario General de ATE Ensenada

Pocas veces se vio un año tan duro para los trabajadores de Astillero Río Santiago como el 2018. Los propios e históricos protagonistas de la década del 90 nos dimos cuenta de que la situación era aun peor. 


El gobierno nacional se había hecho fuerte, ganando por un margen importante las elecciones legislativas.


 En la provincia de Buenos Aires los medios cómplices hablaban de que María Eugenia Vidal tenía la mejor imagen. 


La idea desde el gobierno era cerrar el Astillero. No querían despedir trabajadores sini querían directamente cerrar la empresa. 


El operador mediático Jorge Lanata y los medios oficiales disparaban con munición gruesa y Mauricio Macri fue más lejos: quería dinamitar el ARS. 


Pero los enemigos de afuera (y dentro del ARS que hoy se muestran como solución) no tuvieron en cuenta algo muy importante: que la conducción gremial y los compañeros y compañeras íbamos a dejar todo, hasta el alma si era posible, por el Astillero, que no era sólo un lugar de trabajo sino también parte de nuestra vida.


Primero intentaron reprimirnos con la policía, pero tras una jornada en la calle, ni los gases, palazos y balas de goma pudieron hacernos dar un paso atrás. 


Nos quedamos esperando hasta que liberen al último compañero detenido.


 Luego, corrió la noticia de que fuerzas del orden tenían intenciones de ingresar a la empresa.


 Por ese motivo, un domingo a la noche, nuevamente con la conducción gremial a la cabeza, fuimos caminando y nos aseguramos de que no pase nada. 


Pero las jornadas históricas continuarían: primero permanecimos en la empresa para, mediante una fiscal, asegurarnos que nadie expulse a los trabajadores. Y luego, con la toma pacifica y respetuosa del Ministerio de Economía, se logró una mesa de diálogo , ahuyentando definitivamente los fantasmas del cierre de la empresa. 


En el medio de tantas marchas, movilizaciones, luchas, hubo decenas de gestiones y reuniones encabezadas por la Comisión Administrativa.


TODOS GANAMOS, QUIZAS LAS BATALLAS MÁS TRASCENDENTALES DE LA HISTORIA DEL ASTILLERO.  


Por eso nos convertimos en el ejemplo de resistencia más importante de Argentina.  No hubo un sólo despido, con dificultades el ARS siguió funcionando e hicimos dar marcha atrás a un gobierno que iba por todo pero por todo y todos de verdad.


Este miércoles hay elecciones gremiales, donde desde la LISTA BLANCA UNIDAD, continuaremos con nuestra lucha, buscando los objetivos de reactivación, trabajo y prosperidad.


 Lo peor ya pasó. Con el apoyo de los compañeros y compañeros, dejaremos nuevamente todos los esfuerzos, por alcanzar los sueños de tener el Astillero que siempre soñamos.

RELACIONADAS

Noticias de Opinión

Noticias Populares